Activos reales vs. activos financieros

Activos reales vs. activos financieros

La rentabilidad negativa que ofrecen los distintos activos financieros es cada vez más habitual. Por lo que los inversores y ahorradores han visto la necesidad de comenzar a buscar otros activos como los activos reales donde canalizar parte de su capital.

Por un lado, los depósitos generan muy poca rentabilidad. en el otro lado,  el bono español a 10 años se encuentra en mínimos, el bono japonés a 15 años y el bono alemán por primera vez en la historia llegaron a negativos. Con este escenario el perfil ahorrador se plantea dónde invertir de forma segura.

La renta variable es otra opción pero la volatilidad e inquietud que conlleva debe de tenerse en cuenta.

Las ventajas de invertir en activos reales

Los diferentes expertos actualmente recomiendan canalizar parte de los ahorros a activos reales, es decir, activos tangibles que se puedan ver y tocar. Este tipo de activos tiene dos ventajas muy atractivas en la actualidad:

  • Por lo general, tienen una fuerte descorrelación con los mercados financieros. Es decir, no están tan afectados por los vaivenes de estos mercados.
  • Los flujos que generan son más estables en el tiempo y predecibles con una baja volatilidad.

El este sentido el sector inmobiliario se plantea como una muy buena alternativa para aquellos que se deciden a sacar partido a sus ahorros e invertir. El consultor Carlos Ferrer-Bomsons aconseja “no esperar mucho para invertir”.

Los activos reales se han convertido en una alternativa de inversión para diversificar riesgo y ofrecer rentabilidades no correlacionadas con los diferentes mercados financieros.

Los primeros signos del cambio de percepción sobre el sector aparecieron en la segunda mitad de 2013, impulsados en gran medida por la mejora de las principales variables macroeconómicas y por el fuerte ajuste. Esa tendencia, que se consolidó en 2014 de forma notoria y terminó el año pasado marcando cifras récord en cuanto al volumen de inversión.

El Fondo Monetario Internacional ha destacado a España por sus notables datos en cuanto a la recuperación económica ya que tanto compradores como inversores, sobre todo en el Reino Unido, están volviendo a la inversión en nuestro país,  “La economía de España se está recuperando bien con el pronóstico del PIB para llegar a 2,5 por ciento en 2016, superando al Reino Unido y Alemania”, dijo Kate Everett-Allen, socio de Knight Frank Internacional de Investigación Residencial.

Si los activos financieros no ofrecen rentabilidades atractivas, la solución es la economía tangible.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*